Noticia de la Semana Noticias — 11 febrero 2015 — IMPRIMIR
La coleta de hoy es la chaqueta de pana de hace 40 años.

Felipe_Gonz_lez_Pablo_Iglesias

El actual proyecto político de la socialdemocracia se basa en un conjunto de recetas antiguas y conservadoras. Cuando surgieron los partidos socialistas tras la II Guerra Mundial, la socialdemocracia fue capaz de impulsar determinadas reformas que aliviaron la situación de los trabajadores europeos. Hoy donde la crisis azota con más virulencia, la ciudadanía parece empezar a mirar a nuevas fuerzas políticas emergentes.
Podemos nace de esta profunda crisis de la socialdemocracia y apunta a su renovación. El programa político que presentó con Juan Torres y Vincent Navarro es una socialdemocracia más imaginativa y fresca que la del PSOE e IU. No apunta a ningún cambio radical y lo confía todo al Estado.
Su medio sociológico de quien lo componen es fundamentalmente de la universidad. La imagen de Pablo Iglesias en la televisión presumiendo de tener muchas matrículas en la carrera y no llegar a mileurista ha provocado la adhesión de muchas personas que está cansada de ver políticos enriquecidos y cínicos.
No es el partido de los pobres, ni del pueblo. Se definen como el partido de la “gente”, es decir, de la clase media. Su lema es que no son ni de derechas no de izquierdas. Quiere ocupar “la centralidad del tablero” utilizando una metáfora que dibuja la política como un tablero de ajedrez en el que lo importante es ocupar el centro para dominar la partida.
Dicen admirar el capitalismo emprendedor como el de Patricia Botín en quien confían que también sueña con un país menos desigual. Su referencia es el modelo sueco de bienestar. Aceptan el marco de la Unión Europeo y plantean una unión entre los países del Sur de Europa que hagan frente al poderío alemán.
La operación Podemos y su jefe, Pablo Iglesias, en mayo-junio de 2014 reproduce el lanzamiento del PSOE y Felipe González en 1974-1977. En esos años la prensa, radio y televisión crearon desde prácticamente la nada el partido y el “líder” que las instituciones necesitaban. Hacia 1974 el PSOE (que se había tomado “cuarenta años de vacaciones”, los del franquismo) era insignificante y González un completo desconocido. Hoy el statu quo usa el “anticapitalismo” residual del gueto socialdemócrata verbalmente radicalizado para dotarse de una nueva herramienta política.
Felipe González y Pablo Iglesias son vidas paralelas. El PSOE y Podemos dos momentos de una misma corriente política. La coleta de hoy es la chaqueta de pana de hace 40 años.
Los jefes de éste son profesores-funcionarios, esto es, servidores del Estado en todo lo importante. De nuevo es la universidad quien proporciona al capitalismo las herramientas necesarias para reproducirse y ampliarse, lo que otorga la razón a quienes denuncian el sistema académico, cada vez más ajeno al saber objetivo y cada día más entregado al sistema de dominación.

El asunto Podemos es la tercera ocasión remarcable en que desde el final del franquismo el falso radicalismo “anticapitalista” se pone al servicio del sistema. La primera fue, según se ha dicho, en la transición del régimen franquista al de dictadura parlamentaria, 1974-1978, cuando el PSOE fue construido como partido por la afluencia de marxistas-leninistas, maoístas, anarquistas y trotskistas. La segunda en 2004, año en que el gueto político “radical” y “antisistema”, en realidad socialdemócrata por anti-revolucionario, se entregó al PSOE de José Luis Rodríguez Zapatero para que éste ganase las elecciones generales. La tercera es ahora, con la invención política Podemos. Cada cierto tiempo el capitalismo echa mano de la izquierda más verbosa para sus fines, con gran éxito siempre.

Podemos e Iglesias aseguran que serán implacables contra la Troika. El PSOE y Felipe González dijeron que crearían 800.000 nuevos puestos de trabajo pero ocasionaros varios millones de parados. Prometieron que“OTAN, de entrada NO” para mejor incorporar a España a esa organización militar. Expusieron que pondrían fin a la violencia fascista y crearon el GAL. Y así sucesivamente. Hicieron en todo lo importante lo contrario a lo que había ofrecido en su programa. Quien espere hoy de Podemos un actuar diferente al del PSOE hace tres decenios es que no entiende qué es y cómo funciona la izquierda institucional. Ésta, una vez en el gobierno, será quien realice el programa de la Troika, en 5-10 años. Y como en El Gatopardo se trata de “cambiar todo para que nada cambie”

Sergio Gonzalez

Artículos relacionados

Compartir

Sobre el autor

invitado

(6) Comentarios

  1. Pingback: Pablo Iglesias, ilusión y…déja vù | Habitante de la Noche

  2. Buenísimo artículo. Análisis impecable, y final estremecedor, esperemos que los vaticinios no se cumplan.

  3. Veo crítica clara al PSOE, pero no veo clara la crítica a PODEMOS. Quizá porque todavía no han hecho nada… pienso que si llevasen 20 años trabajando en el campo político, serían igual que lo anterior. Por otra parte, se puede analizar su programa electoral y desmontar cosas.
    .
    Recuerdo que ustedes dijeron que bajarían los sueldos de los políticos a 600 euros. Cayó bien la propuesta en algunos sectores sociales, pero a algunos nos parecía un poco utópico. Pablo Iglesias se bajo el sueldo de eurodiputado de 8.000 euros a 2000 y ha quedado estupendamente con el público. Parece que Pablo les copió a ustedes, pero tuvo la ventaja de hacerlo de manera realista y ha sido muy aplaudido por ello…
    .

  4. Gran análisis, muy certero. Lo único que me chirría es esto: “Los jefes de éste son profesores-funcionarios, esto es, servidores del Estado en todo lo importante” ¿¿Un funcionario o funcionaria se convierte en servidor del Estado por el mero hecho de serlo?? ¿¿En todo lo importante?? ¿No creemos entonces que los funcionarios puedan ser agentes de cambio y transformación social? ¿Vais a echar de SAIN o no admitir a los funcionarios? ¿Qué haréis entonces con empresarios o empleados de banca?
    Cuidado con estas cosas, por favor… Creo que una matización sería muy procedente. Gracias

  5. De los mejores análisis sobre el tema que he leido, sintético, claro y de fondo….